• Bienestar Colbun

Economía y Alimentación en el hogar (Resumen charla)

Actualizado: 28 jun



Durante la jornada del día jueves 9 de junio, se realizó una charla sobre economía y alimentación dentro del marco del Programa Actívate, realizada por la nutricionista Denise Muñoz. En esta instancia se habló sobre cómo optimizar los alimentos presentes en los hogares, así como también algunos consejos para tener una cocina eficiente.


La economía del hogar consiste en gestionar de la mejor manera posible los recursos presentes en el hogar, para lograr esto se necesita de una buena organización y planificación es clave.

Una forma de mantener una economía del hogar positiva es a través de una cocina eficiente.


  • ¿Qué es una cocina eficiente?

Una cocina eficiente hace referencia a optimizar al máximo los recursos que se tienen en la cocina y así evitar los desperdicios alimenticios y gastos asociados.


Consejos para tener una cocina eficiente


  • Priorizar la calidad de los alimentos, dado que no necesariamente los productos que se encuentren en oferta estarán en óptimas condiciones para ser

consumidas. Se sugiere comprar alimentos pensando en la seguridad alimentaria y sanitaria.

  • Ser consumidores informados, intente comprar alimentos saludables que realmente utilice y no comprarlos por tendencias, ya que comprar por “moda” puede incluso ser más caro.

  • Identificar la frecuencia de consumo de determinados alimentos, se sugiere comparar precios y comprar mayores cantidades o al por mayor ciertos productos que son consumidos constantemente en su hogar, dado que es más conveniente esta práctica.

  • Evitar sobrantes en exceso y usarlos de forma creativa, recomendamos que planifique sus comidas de manera semanal, hacer un menú y cocinar acorde a la cantidad de habitantes en el hogar. En caso de sobre comida, puede reutilizarlos, ser creativos culinariamente. Otra opción es congelar los sobrantes, pero ojo, no todos los alimentos pueden ser congelados ya que pierden textura y sabor.

  • Balancear los ingredientes, a partir de la planificación se pueden ir reemplazando ciertas proteínas, por ingredientes más económicos que son igual de saludables. Por ejemplo, cambiar las carnes rojas por huevo. Así como también disminuir la frecuencia de consumo de ciertos productos para poder ahorrar.

  • Almacenar bien los alimentos, aconsejamos optimizar los espacios del refrigerador, primero que todo se debe mantener el refrigerador limpio y ordenado, con una temperatura que varíe entre los 0° y 5°, evitar sobre llenar, los productos que estén más cercanos a caducar intentar mantenerlos al frente del refrigerador para que sean los primeros en consumirse, guardar los alimentos dentro de este en las gavetas correspondientes. En la primera gaveta, se deben guardar los productos que ya están listos para el consumo, todo tipo de lácteos y bebidas van en la siguiente, los productos crudos van en la penúltima gaveta, de preferencia en un recipiente para evitar la contaminación cruzada, finalmente frutas y verduras.

A raíz de esto último surge la interrogante sobre cuánto duran los alimentos dentro del refrigerador.



Mientras que en el congelador



Consejos alimenticios

  1. Congelar el pan, si es pan de molde previo a congelar rebane el pan.

  2. Mantener los huevos refrigerados.

  3. Las legumbres pueden duras hasta 3 días en el refrigerador, pero se recomienda congelar por porción.

  4. No re-congelar carnes, mariscos y pescados crudos, solo se puede volver a congelar si fue cocinado previamente.

  5. Congelar tanto el cilandro como perejil como cubos de hielo, cuando estos ya se estén marchitando para no tener que botarlos y usarlos cuando se estime conveniente.

  6. Maximizar los restos de verduras, por ejemplo, se pueden juntar varios de estos, pasarlos por la juguera y ese caldo de verduras se puede reutilizar de diversas maneras en distintas preparaciones.

  7. Prefiera comprar en verdulerías y ferias libres, puede ser hasta un 60% más económico que en el supermercado.

  8. Dejar en un recipiente con agua tanto zanahorias como el apio para que estos duren más.

  9. Se recomienda dejar a temperatura ambiente las papas y tomates, para que no pierdan su textura, consistencia y sabor, el resto de las verduras se pueden dejar en el refrigerador sin problema.

  10. Al comprar mariscos y pescados que estén ahumados preguntar fecha de elaboración, Si estos productos se compran frescos duran, en promedio, 3 días refrigerados, mientras que congelados hasta 6 meses.


Te invitamos a poner a prueba estos consejos que hemos reunido para ti y que explores de tu creatividad culinaria en ámbitos saludables y económicos.

30 visualizaciones0 comentarios

Entradas Recientes

Ver todo